Usted está aquí

Quien reza se salva…

Escritor

Por ello, os proponemos dos devociones multiseculares:

Siete domingos de San José

Nos podemos preparar a la celebración de la fiesta de San José, el 19 de Marzo, que este año cae en lunes, con la contemplación de los dolores y gozos del Santo Patriarca, rezando esta práctica piadosa, durante los siete domingos anteriores a su fiesta.

Empezaríamos el domingo 4 de Febrero. De la mano de San José iremos contemplando los dolores: aquellos momentos en los que tuvo que pasar las pruebas que el Señor le tenía preparadas, aunque no comprendiera del todo, lo que tenía guardado para él.

Muy interesante y reconfortante meditar los gozos de San José: la alegría y la felicidad de compartir su vida junto a su esposa, la Santísima Virgen María y el Niño Jesús. El gozo de saberse en las manos de un Dios, que le había escogido para tan gran tarea.

Miércoles de ceniza

El 14 de Febrero, Miércoles de ceniza, da comienzo el tiempo litúrgico de la Cuaresma, que la Iglesia nos presenta, para irnos preparando para conmemorar, en la Semana Santa, la institución del sacramento de la Eucaristía y la Pasión, Muerte y Resurrección de Nuestro Señor Jesucristo.

En un tiempo, en que los sufrimientos y dolores se nos hacen difíciles de soportar, el recordar y meditar lo que sufrió Jesucristo, ¡el Hijo de Dios!, para redimirnos del Pecado Original y abrirnos las puertas del Cielo, debe ayudarnos a ser conscientes de nuestra realidad terrenal.

No dejemos de acudir, el miércoles de ceniza, al rito de imposición de la misma, que se realiza durante las misas. Preparemos nuestras almas, con la confesión, obligatoria, al menos una vez al año, en el tiempo de Pascua.